Vendió 20 mil plantines de árboles para la actual campaña, un incremento del 70%. Según Luis Bóveda, responsable de los viveros, las empresas de la región aumentaron su demanda para reforestar las cuencas y enriquecer las fajas protectoras de monte

ECOLOGIA | 03.05.2017    
"Tenemos un stock de 20 mil plantas de nativas cada año"




La producción de plantines de árboles nativos es otras de las producciones emblemáticas de los viveros de Pindó SA, utilizados para uso propio de la empresa en la reforestación que realizan, así como para comercializar en distintas escalas y mercados.

“Tuvimos un año especial en la demanda de nativas este último año. Nosotros no superamos, normalmente, el stock de 20 mil plantas anuales de nativas, de las cuales los clientes habitualmente se llevaban entre 12 y 15 mil plantas, quedando el remante para comercializar al año siguiente”, detalló el ingeniero Luis Bóveda responsable de los viveros, de la empresa establecida en Puerto Esperanza.

Sin embargo “este año las empresas forestales de la región demandaron más, y prácticamente vendimos todo, las 20 mil plantas. Es una buena noticia para el sector de nativas del vivero, y por supuesto que me entusiasma porque quiere decir que puedo hacer más volumen de producción”, aseguró en diálogo con Carlos Vedoya Recio.

“Hay una veta ecológica; las empresas están haciendo enriquecimiento de sus montes nativos; además están plantando nativos en las fajas protectoras, en las cuencas de sus arroyos y lagunas”, explicó Bóveda.

Ceibo, lapacho, guayubira, angico, pindó, caña fistola, y jacarandá, son algunas de las nativas maderables. “También hay frutales", aclara Bóveda, ya que "las empresas las eligen para las cuencas de los arroyos". Jaboticaba, cerella, guabirá, y araticú, "son especies que atraen los pájaros a estos sectores”, comentó